Filosofía y Ciencia Jurídica

         

PLATÓN

Este renombrado filósofo del siglo V y IV AC, que vive 80 años, discípulo de Sócrates y por quien se conoce mucho del pensamiento socrático. Conjuntamente con Aristóteles realizarán las grandes síntesis del pensamiento antiguo, marcando caminos en la filosofía occidental. Ya que se sigue a uno u a otro. Sus ideas son de gran influencia en materia política, derecho y ciencias humanas en general de nuestro tiempo. La filosofía actual es considerada como una nota al pie de página de los dichos de Platón de hace 25 siglos.

De verdadero nombre Aristocles, su sobrenombre Platón, significa omoplato, espaldas anchas; dedicó su vida a la contemplación y a la gimnasia, a la que le da suma importancia para la belleza corporal. Desde joven se forma en la poesía, por eso será quien escriba muchos relatos hablando en tercera persona, cuando en realidad son las enseñanzas de Sócrates las que plasma en sus escritos, a quien conoce y es su discípulo por 8 años, hasta que Sócrates es juzgado por perversión de menores por el tribunal de los 500 de Atenas y obligado a suicidarse o al destierro. Platón no estuvo presente en el juicio, luego escucha el relato que los discípulos de Sócrates presenciaron en las últimas horas en su celda. Sócrates enseña hasta el último momento de su vida. Habla de la inmortalidad del alma y de la preparación del filósofo para la muerte. Da testimonio, tomando la cicuta, de vivir pleno a sus ideales profesos y de morir por sus convicciones y no elegir el exilio por aquello que sólo se puede vivir como hombre en la polis, caso contrario sólo se puede ser un dios o un bruto. Sócrates vive de acuerdo a la moral y eligiendo el bien para la vida.

Por miedo Platón se va de viaje recorriendo Grecia, Egipto, Siracusa donde conoce filósofos de prestigio y muchos políticos.

Vuelve a Atenas y funda la gran escuela de Filosofía: LA ACADEMIA. Será el antecedente de la Universidad futura del siglo XIII DC.

En la Academia Platónica se observaba un cartel en la entrada que decía: “Nadie puede entrar sin saber matemáticas”, se consideraba que para dominar estas ciencias se debía tener por lo menos 10 años de estudio en las mismas.

Platón también tuvo sus luchas y contiendas intelectuales con los sofistas de su época, donde se vuelven a contrarrestar el tema de las leyes del hombre y la de los dioses. Los sofistas pensarán que las leyes del hombre son superadoras y suficientes. Dirán que todo es producto del hombre incluso la verdad. (Protágoras afirma que el hombre es la medida de todas las cosas). Entonces los sofistas afirman que hay tantas verdades como hombres.

 

Sócrates –al contrario- se expresará a favor de la posición que entiende a la verdad como un concepto universal que se puede conocer por la razón. Entonces las ideas o conceptos son absolutos, inmutables, eternos y se dan en el intelecto, en la mente.

Y mucho cuidado acá porque Platón interpreta este tema de otra forma, no afirma que las ideas o esencias son realidades de la mente (Sócrates) sino que las idea son reales, existen y hay dos mundos o dos órdenes bien definidos:

 

Metafísica de Platón:

 

·         Mundo Sensible: es el mundo aparente, mundo material, de  las apariencias, del cambio y del movimiento. Los objetos corpóreos, cambiantes y empíricos al cual se accede por lo sentidos

 ·         Mundo de las ideas: de los conceptos absolutos, esencias, modelos, formas, que no cambian, la verdad absoluta, el ‘ontos on’, lo más ser, lo verdaderamente real. Sólo captado por la razón. Las ideas o esencias son más reales que el mundo sensible.

 

·         Es el primer dualismo metafísico. Platón es el primero en dividir la realidad o el SER en dos mundos u órdenes. Todo lo que es, lo es por una referencia al mundo ideal. Las cosas del mundo sensible son una mala copia del mundo de las ideas. Mimesis = imitar. Todo acto generoso es una imitación de la esencia del modelo de generosidad. Todas las mesas o sillas son imitaciones de la esencia de la mesa o de la silla del mundo de las ideas. Entre esos dos ordenes hay un abismo que los separa.

 

Platón recurre al mito para explicar como se produce el mundo sensible por imitación al mundo esencial. Y el mito cuenta que existe un dios ‘demiurgo’ (voz aplicada a toda aquella personas con dotes de artesano=carpintero). Este dios demiurgo es bueno y pertenece al mundo inteligible o esencial, contempla las esencias puras del mundo de las ideas y por esto es feliz.

Ahora bien el mundo sensible no era con la conformación actual, sino que sólo había materia amorfa eterna, masa en total caos, sin ningún orden.

Demiurgo es un dios bondadoso por eso decide dar orden y forma a esa masa amorfa. Y observando los modelos puros imprime en la materia carente de forma. Modela la materia en función de lo que contempla. Va produciendo copias en el mundo sensible que desde ese momento deja de ser eterno (no alcanzado por el tiempo) para comenzar a SER.

San Agustín retoma el pensamiento de Platón en cuanto a que todo es producido por un Dios eterno. (Siglo IV DC, Patristica.)

 

Teoría del Conocimiento (episteme) de Platón

SER

MUNDO INTELIGIBLE

 

FILOSOFIA

Conocimiento verdadero, intuitivo, sin supuestos. (Noecis)

 

MATEMATICAS

Conocimiento hipotético, supuesto que se vale de elementos del mundo sensible. Razón discursiva. (Dianoia)

 

MUNDO

SENSIBLE

 

OBJETOS Y COSAS

Creencia opinable, mudable, cambiante se percibe por lo sentidos. (Pistis)

SOMBRAS E IMÁGENES

Conocimiento básico, por conjeturas e imaginativo. (Eikasia)

NO SER

 

El cuadrito anterior nos muestra como es la teoría del conocimiento platónica basada en la alegoría de la linea.

Como se ha dicho Platón divide al SER en dos mundos, inteligible y sensible, para los cuales se corresponden grados de conocimiento. Como se afirmara antes el mundo inteligible es más real que el sensible por lo tanto estará el mundo de las ideas más cerca del SER y el mundo sensible más cercano al NO SER. Entonces el grado máximo de conocimiento lo obtenemos en el SER a través de la episteme, la filosofía, mientras que en el mundo sensible y más cerca del NO SER será un grado de conocimiento mudable, opinable, de la doxa; y un grado de ignorancia llegando al NO SER total.

Entonces como lo advierte el cuadro sinóptico en el mundo inteligible y muy cerca del SER obtenemos el grado máximo del conocimiento, metafísico, filosófico, sin supuestos, intuitivo y de inteligencia pura donde no hay referencia directa a ningún objeto del mundo sensible, por ejemplo para estudiar la justicia no debemos imaginar ni valernos de ningún objeto del mundo sensible. (Noecis)

Al grado del SER que corresponde a las matemáticas le corresponde el grado del conocimiento que se llama razón discursiva. Conocimiento hipotético basa en supuestos. Este grado del conocimiento está más cerca del mundo sensible ya que para estudiar un triángulo nos valemos de elementos del mundo sensible. (Dianoia)

Al grado del SER que corresponde a los objetos y las cosas, ahora si, del mundo sensible encontramos un grado de conocimiento que se basa en la creencia, porque cree que lo ve es el mundo real. No es conocimiento cierto, exacto, es algo totalmente mudable y cambiante. (Pistis)

Al grado del SER que corresponde a las imágenes y la sombras le corresponde un nivel de conocimiento básico, elemental, basado en la imaginación y en la conjeturas. (Eikasia).

 

Antropología de Platón

 

·         También en la antropología (concepcion del hombre) se da el dualismo que se observa en la metafísica. También a nivel humano existe una separación entre cuerpo y alma. El cuerpo y el alma son dos entidades distintas que existen por si mismas y se encuentran unidas en el hombre empírico ocasionalmente. No siempre estuvieron unidas, sino que su unión es resultado accidental y contingente. El alma antes de unirse al cuerpo ya preexistía. Una vez muerto el cuerpo el alma sigue existiendo. Estamos frente a la preexistencia e inmortalidad del alma.

·         También Platón afirma que el alma además de ser entidad diferente, preexistente del cuerpo es su opuesto. Se contraponen a tal punto que el bien de uno es el mal del otro. ‘El cuerpo es la cárcel del alma’. El bien máximo del alma sería estar separada del cuerpo para alcanzar el máximo de contemplación del mundo esencial, inteligible. El ejercicio filosófico sería purificador del alma de la contaminación del cuerpo.

 

Estructura del Alma para Platón

 

·         El alma humana esta compuesta por tres partes o dimensiones.

1) Parte Racional (Nous): Posee dos grandes funciones inseparables:

a) El conocimiento de lo verdadero captado de las esencias inmutables del mundo inteligible. Conocer los valores inmutables, absolutos y verdaderos del mundo de las ideas para orientar a las demás partes del alma.

b) La relación de gobierno y control que mantiene la parte racional con las demás partes del almas.

                2) Parte Sensual (Epithymia): Esta parte del alma tiene un constante deseo de placer, tiende a lo agradable como comer, beber, reproducirse. Esta parte se resiste al control de la parte racional. Es la parte feroz del alma.

                3) Parte Pasional (Thymos): Esta tercera parte es la que tiene tendencias que no son racionales, sino afectivas, pasionales, sin aspiración al placer. Es el ejemplo de la ira, cuando hay una reacción violenta ante una injusticia. La ira no apunta al placer sino que arriesga a cargar con algún sufrimiento. El Thymos es la aliada natural de la parte racional (Nous) mientras que la parte sensual (Epithymia) es el opuesto a éste último. Platón dice que el Nous tiene como auxiliar al Thymos para controlar la Epithymia. Es la conciencia que se encuentra regulando entre la razón y la parte sensual.

 

Este razonamiento trasladado al estado sería: 

el gobernante más el auxilio de las fuerzas armadas para conservar el orden de la polis. La jerarquía es tal que la razón (Nous: gobernante) dirige, la pasional (Thymos: fuerzas armadas) ejecuta las órdenes y la parte sensual (Epithymia :clase trabajadora) obedece y se somete.


 

Para explicar el tránsito del alma preexistente de la teoría de Platón se recurre nuevamente al mito. En este caso el ‘mito del carro alado’.

El alma en su estado originario y en el mundo de las ideas es un carro alado tirado por caballos que circunda el cielo contemplado las esencias puras. Los caballos son dos y uno es blanco y dócil, el otro negro y rebelde. Este vuelo lo realizan las almas contemplando las formas puras detrás de los carros de los dioses que poseen cada uno dos ‘caballos blancos’. El ‘auriga’ (jinete) no consigue dominar al caballo negro. Las tres partes del carro alado se corresponden con las tres dimensiones del alma. El auriga es la parte racional (Nous), el caballo negro la parte sensual (Epithymia) y el caballo blanco la parte pasional (Thymos). El mal comportamiento del caballo negro impide al alma terminar de contemplar las esencias puras de manera suficiente perdiendo sus alas, cayendo despeñada y quedando presa de un cuerpo olvidando todo lo que contempló. Caso contrario sigue su órbita elíptica de contemplación.

Por eso conocer para el alma será recordar lo que ha contemplado en su viaje por el mundo inteligible antes de encarnar en un cuerpo.

 

Según Platón el alma que más contempló será:

1.      varón, filósofo o poeta. Los que menos han contemplado tendrán una escala de capacidades:

2.      rey, gobernante o guerrero (siempre que tengan buen desempeño)

3.      político, administrador, hombre de negocios

4.      médico o gimnasta

5.      mago, sacerdote

6.      poeta no inspirado, imitadores, pintores

7.      artesanos, campesinos, clase productora

8.      sofistas

9.      tirano arbitrario y caprichoso.

 

Para explicar la muerte, Platón dice que el alma se separa del cuerpo y juzgada por jueces (Minos, Radamantis) y el veredicto puede tener 4 resultados distintos de acuerdo a la vida de cada alma dentro del cuerpo:

 

1.      Muy Malos: por delitos imperdonables deben ir al tártaro o infierno eternamente. (un ejemplo puede ser un tirano o gobernante que ha cometido crimenes de agravio a los derechos de la humanidad)

2.      Malos: delitos graves como los homicidas admitiendo como atenuante el arrepentimiento. Estos se van al Tártaro pero pueden salir dependiendo de la decisión del alma de sus víctimas.

3.      Mediocres: Estos son un término medios, no son ángeles ni demonios. No merecen castigo sino que necesitan purificación. Luego salen y quedan en un stand by junto con los malos que lograron salir.

4.      Buenos: son los destacados por su santo  vivir (Madre Teresa de Calcuta, Gandhi). Merecen el premio de vivir eternamente sin su cuerpo.

Los mediocres y los malos que logran salir del tártaro son llevados a una pradera donde divinidades les dan a elegir de un múltiple modos de vida para volver a su existencia donde se reencarnarán libremente. Previamente son llevados al río Leteo para que se produzca el olvido total de su contemplación y así puedan comenzar de nuevo una vida recordando.

 

Frases del filósofo
  • "El hombre sabio querrá estar siempre con quien sea mejor que él."

  • "No hay un solo rey que no descienda de un esclavo, ni un esclavo que no haya tenido reyes en su familia."

  • "Buscando el bien de nuestros semejantes, encontramos el nuestro."

  • "La oportunidad es el instante preciso en que debemos recibir o hacer una cosa."

  • "La pobreza no viene por la disminución de las riquezas, sino por la multiplicación de los deseos."

  • "La razón y el valor siempre se impondrán a la traición y a la ingratitud."

  • "Lo poco que sé se lo debo a mi ignorancia."

  • Los muchachos deben abstenerse de beber vino, pues es un error añadir fuego al fuego."

  • "El hombre que hace que todo lo que lleve a la felicidad dependa de él mismo, ya no de los demás, ha adoptado el mejor plan para vivir feliz."

  • "El que aprende y aprende y no practica lo que sabe, es como el que ara y ara y no siembra."

 

 


Oscar Londero