Filosofía y Ciencia Jurídica

         

LOS PENSADORES - ALBERT CAMÚS

Nació el 7 de Noviembre de 1913 en Mondovi, Argelia Falleció el 4 de Enero de 1960 en Villeblerin, Francia.

Novelista, ensayista y dramaturgo francés, considerado uno de los escritores más importantes después de 1945. Su obra, caracterizada por un estilo vigoroso y conciso, refleja laphilosophie de l'absurde’, la sensación de alienación y desencanto junto a la afirmación de las cualidades positivas de la dignidad y la fraternidad humana. 

Frases de Camús: 
  • "He comprendido que hay dos verdades, una de las cuales jamás debe ser dicha."

  • "Inocente es quien no necesita explicarse."

  • "Si el hombre fracasa en conciliar la justicia y la libertad, fracasa en todo."

  • "La tiranía totalitaria no se edifica sobre las virtudes de los totalitarios sino sobre las faltas de los demócratas."

  • "A pesar de las ilusiones racionalistas, e incluso marxistas, toda la historia del mundo es la historia de la libertad."

  • "No ser amados es una simple desventura; la verdadera desgracia es no amar."

  • "La desdicha es como el matrimonio; se cree que se elige y, en realidad, se es elegido."

  • "Los tristes tienen dos motivos para estarlo: ignoran o esperan."

  • "Demócrata, en definitiva, es aquel que admite que el adversario puede tener razón, que le permite por consiguiente, expresarse y acepta reflexionar sobre sus argumentos."

  • "Los que escriben con claridad tienen lectores; los que escriben oscuramente tienen comentaristas."

Camus está considerado el representante del existencialismo «ateo». Nació en Mondovi (actualmente Drean, Argelia), en 1913. Hijo de colonos, queda huérfano de padre antes de cumplir los 3 años. Toda su niñez la pasó en uno de los barrios más pobres del lugar y por supuesto con ausencia absoluta de libros y revistas. Gracias a una beca que recibían los hijos de las víctimas de la guerra, pudo comenzar a estudiar y a tener los primeros contactos con los libros. En medio de dificultades económicas cursó su primaria y culminó el bachillerato.

Camus estudió filosofía y letras y fue rechazado como profesor a causa de su avanzada tuberculosis, por lo que se dedicó al periodismo como corresponsal del Alter Republicain. En 1939 se presentó al ejército como voluntario, pero no le aceptaron por su delicada salud. En ese mismo año publicó Bodas, un conjunto de artículos que incluían reflexiones inspiradas por sus lecturas y viajes. Al año siguiente contrae segundas nupcias, se instala en París y es corresponsal de París-Soir. Durante la Segunda Guerra Mundial fue miembro activo de la Resistencia francesa dentro del grupo Combat, que publica en la clandestinidad un periódico homónimo.

Tras la liberación de París se mantiene en él como redactor en jefe. Antes de finalizar la contienda, publica la novela El extranjero (1942), ambientada en Argelia, como la mayoría de sus narraciones siguientes. Esta obra y el ensayo en el que se basa, El mito de Sísifo (1942), revelan la influencia del existencialismo en su pensamiento, así como las obras de teatro El malentendido (1942) y Calígula (1944). Con la novela La peste (1947) logra el Premio de la Crítica. Aunque en esta novela Camus todavía se interesa por el absurdo fundamental de la existencia, reconoce el valor de los seres humanos ante los desastres y su pensamiento evoluciona hacia un sentido más solidario ante el sufrimiento humano y la rebelión contra la injusticia. Actitud que quedará plasmada en Los Justos (1949) y en el ensayo El hombre rebelde (1951). Este último es sin duda su libro más polémico y complejo, a tal punto que provocaría la ruptura con Sartre. En él se pregunta por qué los ideales se pervierten, por qué cuando vence la rebeldía se transforma en opresión. Confiará en la rebelión pero individual, el hombre rebelde hará de su rebelión un deber de conciencia, donde de lo absurdo se sale con un desplazamiento hacia la vida de los otros.

Camus deja otras obras como las novelas El revés y el derecho (1937), Cartas a un amigo alemán (1948); La caída (1956), inspirada en un ensayo precedente; la obra de teatro Estado de sitio (1948); y un conjunto de relatos, El exilio y el reino (1957) y Los poseídos (1959).

Colecciones de sus trabajos periodísticos aparecieron con el título de Actuelles (3 tomos, 1950, 1953 y 1958) y El verano (1954). Una muerte feliz (1971), aunque publicada póstumamente, de hecho es su primera novela. En 1994, se publicó la novela incompleta en la que trabajaba cuando murió, El primer hombre, una autobiografía novelada. Sus Cuadernos, que cubren los años 1935 a 1951, también se publicaron póstumamente en dos volúmenes (1962 y 1964).

Su obra, como se dijo, caracterizada por un estilo vigoroso y conciso, refleja una sociedad abocada al nihilismo, tras la destrucción de sus valores y la sensación de alienación y desencanto junto a la afirmación de las cualidades positivas de la dignidad y la fraternidad humana.

En 1957 recibió el Premio Nobel de Literatura y tres años después murió en un accidente automovilístico en Villeblerin (Francia) el 4 de enero de 1960.

En resumidas cuentas Camús luego de 18 siglos se pone a meditar y saca las mismas conclusiones que Marco Aurelio y Alcidamas, la vida debe ser vivida a la luz de la filosofía para poder ser feliz. Se plantea si la vida vale la pena vivirla, llegando a las mismas conclusiones de los anteriores pensadores.  

 


Oscar Londero